Baterías usadas: Consecuencias ambientales y como evitarlas.

La revolución tecnológica que caracteriza a la era en la que vivimos y que ha logrado invadir casi por completo nuestras vidas y nuestros hogares causan que de manera cotidiana empleemos diferentes artefactos electrónicos que requieren de baterías o pilas de distintos tipos, tamaño y marcas que son utilizados habitualmente por todos nosotros y desechadas, muchas veces de forma irresponsable, una vez cumplida su vida útil.

A continuación le brindamos todo lo que necesita saber sobre el correcto manejo de las baterías y pilas en desuso para de evitar los grandes efectos negativos que producen en el medio ambiente.

Grandes enemigos ambientales.-

La mayoría de los artefactos electrónicos que empleamos a diario funcionan mediante baterías o pilas que después de un determinado tiempo necesitan ser remplazadas y es entonces cuando surge la necesidad de deshacerse de aquellas que ya no nos sirve, pero ¿Cuál es el impacto que estas tienen en el medio ambiente?.
Todas las pilas o baterías, sin importar el tipo al que correspondan o la marca que la distribuya, están compuestas por casi los mismos componentes y materiales, con alguna pequeña variación de cantidad entre una marca y otra pero que afectan de igual manera a la madre tierra. Una pila común de tipo “AA” está compuesta generalmente por un conjunto de sustancias como el mercurio, cadmio, litio, plomo, hidróxido de potasio, plástico y lámina, entre otros. Estos elementos se presentan en mayor o menor medida en las diferentes pilas o baterías, ya sean estas de tipos eléctricas o alcalinas, que resultan sumamente tóxicas para la naturaleza.
En nuestro país, muchas personas desconocen estos efectos, por lo que son miles las pilas que luego de terminar su vida útil, son desechados junto con los residuos domésticos dentro de los cestos de basura e incluso, lo que es mucho peor, terminan en parques, campos, ríos o lagos, convirtiéndose en residuo tóxico y cuyos componentes pueden incluso modificarse en contacto con otros elementos químicos (como el dióxido de carbono) elevando su nivel de toxicidad. Incinerarlas tampoco ha de ser una opción, ya que elementos como el cadmio y el mercurio entre otros, no se destruyen al contacto con el fuego, sino que son emitidos a la atmosfera generando gases de efecto invernadero.

Las pilas y la salud.-

La madre naturaleza no es la única que sufre las consecuencias del manejo irresponsable de pilas y baterías usadas, algunos de los materiales que las componen pueden afectar gravemente nuestra salud.
La presencia de elementos como el mercurio, cadmio, níquel, litio y plomo entre otras sustancias sumamente tóxicas para la salud, son metales que al degradarse, pueden generar ácidos metálicos causantes de numerosas enfermedades como diferentes tipos de cáncer, problemas de tiroides, deficiencia en el proceso de aprendizaje, problemas neurológicos, hepáticos, renales y ceguera.
La manera en la que estas sustancias ingresan en nuestro organismo se debe al desecho irresponsable de las mismas, que al entrar en contacto con ríos y lagos usados en las redes de agua potable que llegan a nuestros hogares.

Separación responsable y reciclaje.-

Es recomendable el uso de pilas y baterías recargables para de este modo reducir la acumulación de pilas en desuso. De igual manera debemos evitar emplear pilas “truchas” o de marcas piratas, ya que estas suelen durar menos tiempo y al ser de peor calidad generan mayor cantidad de elementos tóxicos.
Si se encuentra en la necesidad de deshacerse de pilas que ya hayan cumplido su ciclo de funcionalidad, no debe arrojarlas en el cesto de la basura junto al resto de los residuos domésticos, sino que deben ser separadas y recolectadas de forma particular en un recipiente exclusivo para ese fin, para luego ser llevadas al centro de reciclaje o recolección de pilas y baterías más cercano. Para mayor información puede ingresar a la página de la Fundación para el Reciclaje en Cochabamba (FUNDARE) o ingresar en la siguiente diapositiva en el que se explica cómo funciona el Sistema de Gestión Ambiental de Pilas y Baterías Usadas a cargo de la Sociedad de Gestión Ambiental Boliviana en colaboración con la Alcaldía Municipal.
El manejo responsable de pilas y baterías es un tema que nos compete a todos por igual, ya que su mal desecho es una de las principales causas de contaminación ambiental, para de esta manera cuidarnos a nosotros y nuestros seres queridos.
Si quieres conocer más sobre los diferentes aportes que puede realizar para mejorar el trato que le damos a nuestro ecosistema, no olvides visitar nuestra Fan Page y enterarte sobre nuevos artículos semanales.

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked (required)